miércoles, noviembre 17, 2004

Al servicio de la comunidad... - Estómago Desesperado

Lulú Marina al servicio de la comunidad, ha decidido atender al llamado desesperado de auxilio de uno de sus lectores. En principio porque este espacio se empezaba a tornar bastante feminista (y acepto que con mi ego rosa, más), y en segundo lugar porque el afectado hizo méritos a base de adulación, eso nunca falla. En el capítulo de hoy se presentará la historia de un chiquitín quien, por razones de seguridad más que de vanidad, se autodenominó el Estómago Desesperado.

Querida Lulú Marina:

Antes que nada quiero felicitarte por tu sección, qué bueno que te dedicas a ayudar a gente desesperada que sólo quiere escuchar una voz de aliento para continuar viviendo.

Espero que me puedas ayudar con mi problema. Sucede que desde hace algunos días mi vida ha cambiado por completo, me he mudado no solamente de ciudad sino también de país -por razones de seguridad no mencionaré dónde me encuentro (para poder mantenerme en el anonimato)-. El problema es que estaré lejos de México por algún tiempo. Por muy patético que suene, empiezo a sufrir por no contar con los alimentos de la canasta básica mexicana, es decir: tortillas (tanto de maíz como de harina), salsas, chile, etc. Estoy desesperado y es por eso que acudo a tu infinita sabiduría, sé que me podrás aconsejar porque has vivido en el extranjero y seguro tienes tips para sustituir o encontrar artículos mexicanos en otro país.

Agradezco de antemano tu respuesta que será una sabia luz que me guiará en mi sufrir.

¿Qué hago Lulú Marina? ¡Ayúdame por favor!

Un Estómago Desesperado

Querido Estómago Desesperado:

Muchas gracias por tus comentarios siempre tan atentos y ya sabes que esta sección es un rayito de esperanza para servir a la comunidad =S.

Si te sirve de consuelo, creo que lo que te está sucediendo es muy normal. El nacionalismo mexicano se basa definitivamente en la comida (antes incluso que en el odio a los gringos) y lamento decirlo, pero conforme pase más tiempo vas a ir extrañando más cosas. Que si el limoncito de verdad (el verdecito con patente y no la usurpadora lima amarilla); que si la chela (ni la Corona que está en todo el mundo te va a consolar); que si el chocolate Abuelita o los Miguelitos (aunque desde los 12 años no los hayas vuelto a comer o ver); que si los cacahuates japoneses (que irónicamente sólo hay en México); que si el Sidral (aunque aquí sólo tomes Coca-Cola); que si el mole; que si los frijolitos; que si los tacos al pastor; en fin, sería imposible acabar. Y los recuerdas y se te hace agua la boca, hasta haces la expresión de “Ssss” para adentro cuando vas repasando todo lo que se te antoja.

¡Pobre Estómago Desesperado! Ni cómo ayudarte compadre, andas fregadísimo, pero trata de ver el lado positivo: no tienes Tecate (que ahí sí cada quien sus gustos y los tuyos sí son muy del norte m’ijo), pero puedes empezar a enamorarte del calimocho; no hay taquitos, pero qué tal un delicioso bocata de jamoncito serrano; vamos, tienes muchas posibilidades y ahora sí que poniéndonos cursis “si lloras por haber perdido el sol, las lágrimas te impedirán ver las estrellas”.

De todos modos, Blanca también se muda para allá en un mesecito así que te mandaré un itacate con ella. Ya si de plano te urge mucho, hay lugares en donde puedes encontrar productos mexicanos, preguntar directamente en la embajada, o de plano ir a un restaurante, nada más que verifica que no sea comida tex-mex porque luego les da por hacerla más tex que mex y eso de los frijoles dulces no es tan sexy. Ánimo amigo y deja que el destino fluya, pero date una ayudadita y reprime tus antojos... Total, ya te irás acostumbrando a curarte las crudas con churros y chocolate en vez de chilaquiles.

Siempre, Lulú Marina

10 comentarios:

Paola dijo...

Ay Lulú Marina, sin duda que siempre sabes dar consejos :)
A ti Estómago Desesperado...mi amiga que vive en la misma ciudad que tú (de la cual te di teléfono y hasta dirección) seguro también te puede dar algunos tips para mitigar tus antojos jaja...además viene de vacaciones a México para fin de año...así que también te puedo mandar un itacate...(en caso que de plano me esté equivocando de persona gravemente, hacer caso omiso del comentario)

www.hijosdenuestramente.blogdpot.com dijo...

Me parece que tienes toda la razon Lulu Marina en cuanto a que el nacionalismo se basa en la comida, es por eso que Estomago Desesperado, que por cierto es un muy mal amigo pues sus allegados comentan no escribe muy amenudo, deberia recurrir a los remedios que nuestros paisanos han logrado en otras tierras con los cuales han logrado imponer sue estilo de vida a toda costa.
De entrada debia haber portado consigo semillas de chiles jalapeños y cultivarlas en una pequeña hortaliza a base de macetas. Ademas de haber investigado una lista de posibles substitutos para todo tipo de recetas mexicanas, como pimientos en nogada (excepto por los chiles todo lo demas se consigue en cualquier lado), o que tal entrarle a las quesadillas con pan arabe ,no puenden saber tan mal verdad?, por ultimo le recomiendo la elaboracion de sus propios productos, que tal abrir una tortilleria para la comunidad nopalera de madrid, no seria un beneficio social y un apoyo extra a las raquiticas becas del CONACYT???
No se como lo veas Lulu Marina pero me queda claro que tu amigo ademas de ser un Estomago Desesperado tambien lo es sin imaginacion.

m A m E
}

Ana Lucía dijo...

Jajaja, sí mAmE, estoy de acuerdo contigo. Mi amigo -también amigo tuyo, no lo niegues ahora que cayó en desgracia- anda medio zonzo, bueno, ya lleva así desde que lo conocemos (tooooooooda la vida) y qué bobo que no se le ocurre patentar el invento del que más se enorgullece. ¿Te acuerdas que en el lugar (de cuyo nombre salmonélico no quiero acordarme) hablamos del más grande héroe mexicano (el de Nacozari) y del más grande invento mexicano (la máquina tortillera-sin doble sentido-)? Debería inaugurar la primera máquina por allá, así se volvería millonario y no extrañaría tanto. Qué caray con esta gente, pero cómo los extrañamos, ¿no? Uno muriéndose de hambre y el otro de frío...
¡Ni cómo ayudarlos!
TQMMM

¡Rodrigo! dijo...

Definitivamente no hay como la comida mexicana. Sin embargo, también debe haber cosas buenas allá. Algo podrá inventar el susodicho con los elementos que tenga en aquellas tierras, si de Saltillo hacia el DF se pueden conseguir víboras listas para ser guisadas y degustadas, no veo porque no haya sustitutos. Y más aun si en el campo de la hidráulica puedes descubrir algún tipo de flora o de fauna que pueda ser cocinada. También puedes importar productos "mexicanos" desde Estados Unidos, al fin que ahí hacen todo. Y para el limón, pues planta un arbolito. Sigue el buen ejemploPor cierto, Lulú Marina, en el norte de nuestro querido pero cada-vez-más desmadrado país, la Tecate sí es buena cerveza. Es más, la Tecate Light es buena ! Lástima que la de nuestra càpital no sea así

Anónimo dijo...

Gracias Lulu Marina, Paola, Mame y Rodrigo, amigos todos.

Aunque parezca imposible todos los consejos que me dan los he intentado, es por eso que decidi escribirle a Lulu Marina, necesito consejos mas drasticos y severos, por algo soy Un Estomago Desesperado.

Ya me hice adicto y fan de los Kebbap, comida Turca con carne de cordero que tambien cocen en trompos, lo mas parecido a un taco al pastor pero con pan arabe, la verdad muy buenos, ademas de baratos, lo malo es que no tienen salsa verde ni roja.

Chela no hay tanto problema, los que me identifican a pesar de que se que es casi imposible saber quien soy, saben que nunca he tomado corona y menos la voy a buscar donde estoy, tengo sustitucion de cervezas fuertes de malta como me gustan.

El problema es el chile, fui a un gran Carrefur a las afueras de mi ciudad, cerca del aeropuerto, porque ahi venden productos La Costena (por sabor), claro una pinche lata de chiles en escabeche me costo casi 20 pesos y una de frijoles negros casi 35, pero eso puede sevir para casos de extrema emergencia. Tambien hay tortillas de harina, marca desconocida pero incluso mejores que las de la famosa tia (digo tia, no tia) que hay en Mexico.

Se de la existencia de una tienda mexicana, que hasta se rumora venden tamales Oaxaquenos, es negocio de unos mexican curious refugiados, no se los precios pero me propongo seriamente ir esta semana. El problema principal son las tortillas de maiz y el chile (sin albur).

Ayudame por piedad Lulu Marina, necesito ser cada dia un mexicano mas nacionalista, el estomago es lo mas preciado para un mexicano, fijate que hasta ya no tengo gastritis por no comer chile y hasta he bajado 4 kilos por no comer tortillas, definitivamente no puedo seguir asi. Imaginate lo que diran mis fans cuando se enteren, mas flaco nadie me querra, sin esos dolores en la madrugada causados por el ardor del alcohol mezclado con tacos y salsa no puedo dormir bien, me hace falta ese dolor mexicano.

Agradezco que hayas mantenido en secreto mi identidad, si se enteraran mis fans y adeptos a mi religion estoy perdido.

Lulu Marina, hazlo por el nombre del pueblo de la salmonelosis.

Un estomago cada vez mas desesperado

Anónimo dijo...

Pobre estomago desesperado... tu caso si es patetico... creo que lo unico que te queda amigo es acostumbrarte a curarte las crudas con churros y chocolate...
O la otra, sacrificar chupe y empezar a ir a buenos restaurantes como el Si Senyor o el Cuchi (se rumora que Roberto Carlos del equipo favorito de tu pueblo come mucho en el primer restaurante mencionado).
Pero bueno, en resumen, estas jodido tronco...
Atte... el gringo del pueblito elotero

P.p. dijo...

Hmmmm... pues me suena como que este brother está en Europa, posiblemente España o Francia. No lo sé... sin embargo, ahí le va un tip de otro exiliado: En las tiendas Hindús venden Mazeca para hacar tortillas de maíz. Acá en suiza, ya hemos hecho enchiladas, tantos suizas (por extraño que suene) como tradicionales. Además, pues el mejor tip para comer comida mexicana es sencillamente encontrar a los otros mojados. Entre todos siempre se encuentra el "aquello" que le faltaba al otro y las recetas de esas cosas que uno nunca se preocupó por averiguar cómo se hacían. El mejor tip, sin embargo, es tener siempre listo el tequila, con eso todo sabe más mexicano.

Reportando desde Ginebra,

P.p.

PD: Fue doloroso leer este post... mmmmmmmm táaaaa-coooooss

Anónimo dijo...

Hola a todos:

Gracias por sus consejos, todos han sido de mucha ayuda.

El otro día, acudi a mi super europeo más cercano a mi casa, al que tradicionalmente suelo ir, y vi que Bimbo, vende panes de todos tipos: pitas, con corteza, sin corteza, etc, y me dije a mi mismo. -Mi mismo, por que chingados Bimbo no vende tortillas de harina en Europa- De pronto baje la mirada y un sentimiento de emoción lleno mi mente, quiero decir que hasta un salto di y una lágrima de alegría y nostalgia recorrió mi mejilla. Estaban ahi y decian Bimbo,nuevas tortillas de harina estilo mexicano. Asi que desde entonces soy fan de Bimbo, claro a 2,30 euros.

Con el cariño de siempre
Un estómago menos desesperado.

Anónimo dijo...

me podrian por favor ayudar, me urge saber la receta de la carne al pastor. gracias se que cuento con su ayuda.

Anónimo dijo...

si alguien tiene la receta de la carne al pastor para tacos por favor apoyenme, me urge saber la receta.